Fases de un restaurante – CaixaBankLab

2 julio 2020

Fases de un restaurante – CaixaBankLab

¿Cuántas fases hay en la vida de un restaurante? Podríamos afirmar que hay tres grandes etapas que definen tres diferentes estadios del negocio y que podríamos resumir en los siguientes tres puntos:

  • Primera fase: de la idea a las tres semanas antes de la apertura;
  • Segunda fase: las tres semanas previas a la apertura y la primera semana de apertura;
  • Tercera fase: las siguientes semanas de vida del restaurante a pleno rendimiento.

Y cada fase requiere una serie de procesos que dan lugar a tareas más específicas que nos ayudarán a conseguir el objetivo. Podemos afirmar que los procesos más habituales en estas tres fases son los siguientes:

fases-de-un-restaurante

Procesos de un restaurante en la primera fase

Proceso de creación del concepto

Definición del objetivo de nuestro proyecto a través de la misión, la visión y los valores que queremos preservar como base para nuestra propuesta, identificando las características diferenciales de la oferta con respecto al resto de propuestas existentes.

Proceso de localización

Identificar el lugar óptimo para la ubicación del restaurante analizando si el entorno físico que lo rodea y el tipo de personas que circulan son adecuados para el objetivo fijado.

Proceso de negociaciones

Preparar las estrategias que se deben seguir para obtener todos los recursos necesarios con el fin de llevar a cabo el proyecto: financieros, humanos, infraestructurales…

Proceso de construcción y acondicionamiento

Diseñar el local de acuerdo con las características de la oferta que hemos definido, una vez determinadas las fases y el calendario. Es importante conocer también los proveedores y actores principales que van a intervenir en este proceso para establecer relaciones fluidas que ayuden a que el proyecto no se demore.

Proceso de apertura del restaurante

Incluye distintos aspectos que debemos tener en cuenta: fecha de inicio, propuesta completa o parcial, acto de inauguración, previsión de fondos inicial, equipo humano necesario…

Procesos de un restaurante en la segunda fase

Proceso creativo

Si bien el proceso creativo puede aplicarse a cualquier otro proceso, y no solo al gastronómico, cuando nos referimos a un restaurante solemos estar hablando de creación de elaboraciones, de conceptos, de técnicas, de recetas.

Proceso de reproducción artesanal

Este proceso es el que da sentido al restaurante, ya que es el que permite que lleguen al cliente las elaboraciones que se han creado previamente o que se versionan de otros creadores o de la tradición.

Procesos de un restaurante en la tercera fase

Proceso de evolución

Todo lo relacionado con la orientación que se imprime a la línea o al concepto del restaurante para encaminarlo a una evolución planificada.

Proceso de liquidación

Son todas las tareas necesarias para cerrar un restaurante y gestionar las liquidaciones correspondientes en todos los ámbitos.

Procesos transversales para todas las fases

Proceso de marketing y comunicación

Establecer cuál es la propuesta (tipo de servicio, precio…) que vamos a ofrecer y el modo como la vamos a comunicar al público objetivo: publicidad, elementos visuales, redes sociales…

Proceso comercial

Definir con claridad los protocolos que se deben utilizar en el servicio, de manera que se establezca una relación unívoca con la experiencia que queremos ofrecer al cliente. Establecer, además, los canales de acceso para el cliente: plataformas on-line, reserva telefónica…

Source: caixabanklab.com

Desarrolla todo el potencial de tu proyecto o negocio con LABe.

Para startups Para empresas

Para Startups

Una incubadora de talento y emprendimiento que impulse proyectos mientras pone a prueba conceptos gastronómicos en un entorno real.

Para Empresas

Un laboratorio que permite testar herramientas y productos alimentarios, y un espacio en el que desarrollar nuevas líneas de negocio.

Para Horeca

Un espacio de formación técnica aplicada y asesoramiento profesional en nuevas tecnologías y Gastronomía digital.

¿A qué sabe el futuro?